top of page

Cucarachas

Actualizado: 5 mar 2023


- Abuelita ¿por qué el abuelo te escribe sobre la reencarnación de las cucarachas? -Me pregunta mi nieta más pequeña, mientras entra en la cocina con una carta en la mano.

- ¿Dónde encontraste esa carta? -Le pregunto, mientras la siento en el mesón de la cocina en donde estaba haciendo mis famosas torticas de almojábana.

- Estaba en el escritorio del abuelito, pero no has contestado mi pregunta abuelita. -Me dice mientras toma una tortica de la bandeja.

- Tita me puedes servir leche. -Le dice a una de mis ayudantes de cocina, quien se ríe y le sirve un vaso completo y se lo pone al lado de donde está sentada, ella muerde un pedazo de su torta y se toma un poco de leche, antes de decirme:.

- Abuelita, dime ¿por qué el abuelito te habla de cucarachas?

- Porque estábamos separados... -Justo cuando voy a comenzar a contarle, ella me interrumpe con otra pregunta

- ¿Qué tiene que ver con las cucarachas?

- Si no interrumpes a la abuela, de pronto puede contarte la relación de las cucarachas, la reencarnación y los abuelos. -Le dice mi hija mientras se sienta en la silla al lado del mesón, enfrente de donde está la pequeña y agarra otra tortica de la bandeja.

- Perdón abuelita, cuéntame por favor. -Dice mi nieta roja de la pena.

- Resulta que cuando tu abuelito escribió esa carta, los dos estábamos separados, porque él se había ido luchar en la revuelta de los comuneros.

-¿La qué? -Me pregunta mi nieta, ganándose una mirada de reproche de su madre, por haber interrumpido de nuevo mi relato.

- Lo siento. -Me dice con pena.

- La historia le puso ese nombre a las múltiples protestas que se generaron porque nosotros, los nacidos en estas tierras como tú, nos pusimos muy molestos con el virrey por la cantidad de pagos que nos impuso y la restricción del cultivo de tabaco y aguardiente, todo porque ellos quieren vender lo suyo acá.

- Pero si lo de acá siempre es más rico. -Dice mi nieta haciéndonos reír.

- Eso es verdad. -Dice su mamá entre risas.

- El caso es es que mientras un señor muy malo del que no vamos a hablar.

- ¿El virrey? -Me pregunta mi nieta.

- ¿Y tú cómo sabes del virrey Manuel Antonio Flórez? -Le pregunta su madre extrañada.

- ¡¡¡Mami!!! no quien es ese señor, pero cada vez que el abuelito me cuenta un cuento, el malvado es un virrey. -Su respuesta nos hace reir.

- Pues resulta que el señor malvado de los cuentos ...

- Y la realidad. - Dice una de mis ayudantes.

- Nos prometió muchas cosas y no nos cumplió.

- Y ¿qué tienen que ver las cucarachas? -Me dice mi nieta cada vez más inquieta.

- Pues que como nos mintió, tu abuelito junto con muchos amigos, entre ellos José Antonio Galán, Isidro Molina, Lorenzo Alcantuz, y Manuel Ortiz, decidieron continuar con la lucha. (1)

- ¿Como cucarachas? -De nuevo mi nieta con sus ocurrencias, nos hace reir.

- No mi vida, esas cucarachas son los ... -Comienza a decir mi esposo que acaba de entrar a la cocina, pero es interrumpido por mi hija que dice.

- Los malos.

- ¿¿Entonces?? -Al ver que mi nieta se está aburriendo, decido contarle un resumen de la carta, por lo que me pongo a su altura, la miro a los ojos y le cuento:

- Cuando el abuelito me estaba cortejando, la gente muy descontenta, se estaba revelando como tú, cuando no quieres irte a la cama y tu mamá te llama, vas y le pides a tu papá que te lea un cuento. -Ella se sonríe con picardía. -Por eso tu abuelito tuvo que alejarse de mi lado, justo el día que se estaba despidiendo para irse con sus amigos me preguntó:

- ¿Qué pasará si no regreso? - Recuerdo que al ver la desesperanza y desolación en sus ojos le conteste con total certeza.

- Que entonces tendremos que reencarnar, así sea en cucarachas para estar juntos.

- ¿Qué es reencarnar? -Me pregunta mi nieta, quien al parecer a dicho varias veces una palabra que no conocía.

- Es volver a vivir, veras corazón, algunas personas creen que se debe vivir nuevas vidas cuando te queda algo pendiente antes de ir al cielo, en el caso del abuelito y mio, eso era estar juntos. Por eso tu abuelito me dijo en esa carta que estabas leyendo, que esperaba no tener que reencarnar en cucarachas. - Luego de oír mi explicación, se detiene un momento a pensar y luego de unos segundos de reflexión, con decisión toma otra tortica, la carta y se baja sin ayuda de un salto del mesón, camina hasta la puerta desde donde nos dice:

- Me alegra que no tuvieran que reencarnecer en cucarachas. -Y se va.

- A mí también me alegra no tener que reencarnecer en cucarachas. -Me dice mi esposo riendo y abrazándome, mientras agradecemos en silenció que, a diferencia de sus compañeros él si pudo escapar.


Nickinaihaus

Nickole Naihaus L

Nickole Naihans L


P.D. Quiero aclarar que es una historia de ficción producto de la creatividad mía, no pretende otra cosa que entretener al lector.





(1) Fueron un grupo de comuneros que al mando de José Antonio Galán decidieron levantarse ante el Virrey y quienes en represealia recibieron los peores castigos. se les quitaron los pies, las manos y la cabeza y éstas fueron expuestas en jaulas en las plazas públicas de la capital virreinal y de los pueblos más activos de la rebelión.

295 visualizaciones0 comentarios

Entradas recientes

Ver todo

El pianista

Comentarios


bottom of page